Conclusiones de Barcelona Meeting Point 2016

01 Nov 2016
Barcelona Meeting Point 2016 ha cerrado sus puertas con una excelente participación y conclusiones muy positivas para el sector. Te las resumimos a continuación.

Del 19 al 23 de octubre se celebró Barcelona Meeting Point 2016, un salón inmobiliario de carácter profesional e internacional que reunió a más de 33.000 visitantes durante los cinco días en los que se llevó a cabo. La edición de este año ha sido la del veinte aniversario de esta feria que con el transcurso del tiempo se ha erigido como una de las citas de real estate más importantes de nuestro país, ya que reúne tanto a particulares como a inversores procedentes de todas las partes del mundo interesados en el sector inmobiliario español.

 

Las cifras de Barcelona Meeting Point 2016 hablan por sí solas: 312 empresas participantes (60% nacionales y 40% internacionales), expositores procedentes de 15 países distintos, 22.000 m² de superficie de exposición, participación de 40 fondos de inversión extranjeros y 92 ponentes que intervinieron en las distintas charlas y coloquios.

 

Conclusiones de Barcelona Meeting Point 2016
 

Pero si algo ha salido a relucir durante estas jornadas de BMP ha sido el optimismo moderado que rodea a la industria del ladrillo en España. Parece que los peores años ya han pasado y que la mejora comienza a consolidarse. Los datos facilitados por el Ministerio de Fomento hace tan solo unas semanas, como que el año pasado la compraventa de inmuebles subió un 11’5% o que los precios de las viviendas incrementaron un 3’6%, así lo corroboran.

 

Pero, además de estos alentadores números, Barcelona Meeting Point 2016 también ha dejado otras conclusiones que resumimos a continuación:

 
  • Regreso de los inversores internacionales: Según la consultora CBRE, hasta el pasado mes de septiembre los inversores internacionales destinaron unos 6.400 millones de euros a la gestión o construcción de edificios comerciales de Barcelona y Madrid. Esta friolera cifra demuestra la renovada confianza que los fondos de inversión y otros profesionales de la industria tienen de nuevo en el mercado español. A pesar de la incertidumbre que produce la situación política, no solo española, sino también europea (el Brexit, las elecciones en Alemania y Francia, etc...), la gran mayoría de agentes económicos han depositado sus esperanzas en la recuperación económica de la zona y eso se aprecia en las cifras que desprende el sector, como por ejemplo, que los visados para construcción de obras nuevas en 2015 crecieron un 42’5%.

 
  • Incremento del consumo interno: En palabras de Jordi Cornet, presidente de Barcelona Meeting Point 2016, la gran diferencia que se ha notado en relación a la pasada edición ha sido la afluencia de “muchas más familias”. Es decir, que se percibe una recuperación en la confianza de los españoles a la hora de comprar viviendas. No es la única persona que ha reparado en este hecho. Josep Oliver, catedrático de Economía Aplicada de la Universidad Autónoma de Barcelona, en declaraciones al periódico El País, defiende que la expansión que experimenta la industria se debe a la mejora del mercado laboral y la recuperación económica española. Según Oliver, el actual es un buen momento para comprar casas porque el precio de los inmuebles todavía no es muy elevado y se pueden conseguir hipotecas con muy buenas condiciones.

 

Conclusiones de Barcelona Meeting Point 2016
 
  • Los alquileres, la nueva mina de oro: Los expertos no pierden el ojo a las nuevas generaciones y se han dado cuenta de que la vivienda en régimen de alquiler está cobrando fuerza entre los más jóvenes. Así que, poco a poco, el mercado del alquiler se está haciendo un hueco en este tipo de citas en las que antes era “el patito feo”. Son varios los productos que se promocionan en este sentido: el alquiler con opción a compra, el arrendamiento de locales comerciales, el alquiler de apartamentos turísticos, etc. Por ejemplo, uno de los servicios que más éxito está teniendo y que ofrecen inmobiliarias como Grupo Esmeralda es la posibilidad de alquilar las segundas residencias durante los periodos del año en los que los propietarios no las usan.

 
  • Las grandes capitales tiran del carro: Que los inversores internacionales se peleen por propiedades inmobiliarias en Madrid y Barcelona no es nada nuevo, antes de la crisis ya se producía dicha situación. Sin embargo, actualmente es un punto recalcable, ya que es gracias a ello por lo que la industria está resurgiendo. Se espera que esta euforia que se da en las grandes capitales españolas se traslade hasta otras partes del país como las islas, las zonas de interior o las áreas de costa. Según datos del Banco de España, la inversión en el sector se incrementó un 2’4% en 2015 y esto se reflejará de alguna manera en la expansión del optimismo inmobiliario a lo largo de todo el territorio nacional.

 

En resumen, la ciudad de Barcelona se ha convertido durante cinco días en el epicentro del sector inmobiliario reuniendo a los principales actores de la industria (agentes, promotores, inmobiliarias, inversores, particulares…) y consolidando la lenta pero estable recuperación.

Compartir
Compartir esta entrada
Suscríbete para enterarte de las últimas novedades sobre propiedades en Calpe