El perfil del agente inmobiliario: funciones, aptitudes y qué se necesita para destacar

26 may. 2022
Mercado inmobiliario,
Un profesional inmobiliario debe reunir una serie de características para destacar en su ámbito. Descubrimos las claves para ser el vendedor inmobiliario más eficaz y brillar en el sector del Real Estate.

Saber cómo vender pisos es todo un arte. Requiere poseer una serie de aptitudes innatas como las dotes de comunicación y negociación, además de otras que se pueden ir trabajando con el tiempo. A día de hoy el sector inmobiliario se digitaliza a un ritmo muy rápido: el 90% de las búsquedas de inmuebles se realizan por la red, al menos el primer contacto. En este nuevo paradigma la labor del agente inmobiliario sigue siendo esencial, pero debe esforzarse al máximo en afilar su capacidad de persuasión y ser útil para el cliente, además de estar actualizado en las últimas tendencias de inversión.

A la pregunta “¿cómo ser un buen agente inmobiliario?” no hay una única respuesta que funcione para todos los profesionales. Depende de tu público y del tipo de propiedades que vendas; aún así, hay una serie de aptitudes y cualidades que te ayudarán a ser más exitoso. 

 

El perfil del agente inmobiliario perfecto

 

¿Cuáles son las funciones de un agente inmobiliario?

Un agente inmobiliario es una persona que se dedica a prestar servicios relacionados con la compraventa y el alquiler de bienes inmuebles. Entre sus principales funciones se encuentran la comercialización de propiedades, la captación de nuevos clientes, la mediación entre compradores y vendedores y la gestión de documentación y contratos, entre muchas otras tareas.

agente inmobiliario

El trabajo de un agente inmobiliario es muy variado, por lo que cualquier persona no está capacitada para desarrollar esta profesión. Los agentes inmobiliarios deben ser personas versátiles con unas características definidas. ¿Cuáles? Te las contamos a continuación.

 

¿Qué se necesita para ser agente inmobiliario?

  • Empatía. Un agente debe saber escuchar y ponerse en la piel de sus clientes, tanto compradores como vendedores. Tener afinidad con ellos es clave para establecer una relación larga y duradera.
  • Capacidad negociadora. Tener aptitudes para la negociación es esencial en un agente inmobiliario, pues a diario tendrá que mediar entre compradores y vendedores hasta llegar a acuerdos satisfactorios para ambas partes.
  • Profesionalidad. El agente inmobiliario tiene un trabajo de mucha responsabilidad porque maneja grandes cantidades de dinero y propiedades de alto valor. Por lo que se aprecia especialmente que transmita profesionalidad y experiencia.
  • Sociabilidad. En el sector inmobiliario se trabaja con personas, así que un agente debe ser, sobre todo, sociable. Mostrarse simpático y accesible sirve para granjearse una buena reputación.
  • Especialización. La industria inmobiliaria es muy amplia y compleja; por ello es recomendable centrarse en un área en concreto. Propiedades de lujo, casas vacacionales, pisos de alquiler... No importa, lo relevante es estar especializado en un ámbito y convertirse en el mejor dentro de este.
  • Generar confianza. La confianza es básica en este negocio. Si un agente no sabe cómo transmitirla a sus clientes está perdido. Para ello, nada mejor que ser sincero y honesto con ellos.

 

¿La formación de un agente inmobiliario es importante?

No existe una formación específica que sea imprescindible para ser agente inmobiliario. Como hemos mencionado anteriormente, en esta profesión son más importantes las aptitudes, el carácter y las habilidades sociales para conseguir el éxito. 

No obstante, también es cierto que los conocimientos en gestión y administración son muy útiles, ya que un comercial no se encarga solo de mostrar inmuebles y conseguir compras, sino también de tramitar la documentación necesaria y resolver los problemas administrativos que puedan aparecer por el camino.

 

Muchos agentes inmobiliarios provienen de estudios de publicidad y marketing, otros no han estudiado un Grado pero han realizado cursos específicos o formación profesional que los ha preparado para ello. Lo importante es encontrar una manera de iniciarse en el sector, ya sea a través de la formación o aprendiendo de otros agentes más veteranos que quieran compartir conocimientos. Y poco a poco, con esfuerzo y constancia, ir observando e interiorizando las cualidades de un agente inmobiliario óptimo. 

En Grupo Esmeralda contamos con algunos de los mejores profesionales del sector en la Costa Blanca, listos para encontrar el mejor apartamento en Calpe y la inversión más adecuada para cada cliente. ¿Te interesa formar parte de nuestro equipo de agentes inmobiliarios?

Entradas recientes
telephone ¿Necesitas ayuda o consejo?
whatsapp