5 trucos para saber cómo vender pisos rápido y a buen precio

18 Oct 2016
Saber cómo vender pisos es casi un arte, sobre todo si se desea hacerlo en poco tiempo y sin perder dinero. Ahí van 5 trucos útiles para particulares y agentes.

Las cifras son alentadoras en el sector inmobiliario. En el segundo trimestre de 2016 se han realizado un total de 123.159 operaciones de compraventa de viviendas, en 15% más que en el mismo periodo de 2015 y, en conclusión, los mejores datos de este periodo desde el año 2010. Esta información ha sido facilitada por el Ministerio de Fomento, que también asegura que ya son diez los trimestres consecutivos en los que la compra y venta de inmuebles está al alza.

 

Pese a que la industria del ladrillo está repuntando, los expertos aseguran que la media a lo hora de vender una casa se sitúa en 9 meses (algo menos en las propiedades que se encuentran en grandes capitales como Barcelona o Madrid). Estos plazos de tiempo son excesivos para los vendedores que, por lo general, necesitan traspasar rápido sus propiedades porque necesitan el dinero.

 

Existen algunos pequeños trucos para acelerar ese proceso de venta. ¿Quieres saber cuáles son? Aquí los tienes:

 

  1. Realiza un análisis comparativo del mercado.

Generalmente, la mayoría de propietarios tiene una idea preconcebida de lo que puede valer su vivienda, o bien, de lo que desean obtener por ella y, en la mayoría de los casos, dicha idea es incorrecta. Para ajustar el precio a las directrices del mercado, lo mejor es realizar previamente un análisis comparativo que estudie la situación. En esta investigación se miden diversas variables como la zona en la que se encuentra la casa, el precio medio por el que se están vendiendo las propiedades en dicha área, la antigüedad de los inmuebles, los servicios que hay alrededor, etc. Con todo ello se puede establecer un precio justo para traspasar el inmueble sin malvenderlo ni perder el tiempo.

 

5 trucos para saber cómo vender pisos rápido y a buen precio

 

  1. No escatimes en ayuda profesional.

Muchos vendedores son reacios a contar con la ayuda de una agencia inmobiliaria o de un agente, ya que consideran que ellos mismos pueden liquidar la vivienda. El problema es que cuando dan con un interesado se encuentran con multitud de trámites que desconocen y que no saben cómo afrontar, lo que termina por dinamitar la operación. Hay que ser realistas, pues en determinadas cuestiones es mejor contar con ayuda profesional, sobre todo si no se quiere malgastar el tiempo. Eso sí, hay que dar con un buen profesional, ya que existe mucho intrusismo en el sector. Pide a amigos o conocidos que te recomienden un agente de confianza y deja en sus manos la transacción, saldrás ganando tanto económicamente como en cuestión de tiempo.

 

  1. Define un plan de marketing.

Muchas personas no dan la suficiente importancia a esto y lo cierto es que el marketing puede hacer mucho a la hora de vender un piso. Cuando hayas dado con el agente perfecto para tu operación, solicita que te prepare un plan de marketing. ¿Qué acciones va a desarrollar?, ¿online u offline?, ¿qué presupuesto va a destinar a tal uso?... Son cuestiones básicas que un buen agente sabrá responder. Un plan de marketing te ayudará a dar a conocer el inmueble, a que la gente sepa que está en venta y que es una buena oportunidad inmobiliaria. Es lo que conseguirá que la casa tenga buena publicidad y que los interesados se la rifen, así como garantizará la obtención de una buena cantidad económica por ella.

 

  1. Ten la documentación preparada.

Para vender una casa hace falta mucha documentación: tasación de la vivienda, escrituras del inmueble, certificado de registro de la propiedad, etc. Es importante tener esta documentación lista, aunque aún no hayas encontrado un comprador. ¿Por qué? Porque muchas veces los interesados son inversores inmobiliarios con poco tiempo o que se encuentran en el extranjero y no pueden (ni quieren) perder el tiempo. Es preferible dedicar unos cuantos días a solucionar estas cuestiones a no hacerlo, ya que te ahorrarás la pérdida de operaciones inmobiliarias que podrían reportarte mucho dinero.

 

5 trucos para saber cómo vender pisos rápido y a buen precio

 

  1. Equilibra el ambiente de la vivienda.

No hay que olvidar que estamos hablando de vender propiedades, así que la vivienda como tal también tiene mucha importancia. Si queremos que la casa entre por los ojos a quien la visita, hay que despersonalizarla. ¿Que quiere decir esto? Hay que retirar todo rastro que indique que alguien ha estado viviendo allí con anterioridad. Para ello es bueno fijarse en los pisos piloto que habilitan las constructoras cuando acaban de poner a la venta una nueva promoción de apartamentos o casas de obra nueva. Los pisos piloto suelen tener pocos detalles decorativos, solo lo básico (un sofá, mesa y sillas, una cama, mesitas de noche…). Esto facilita que los interesados en comprar se imaginen cómo podría ser la casa con sus propios enseres, lo que facilita la toma de una decisión.



Si después de leer esto te has convencido de que necesitas un agente inmobiliario para vender tu casa, puedes contactar con Grupo Esmeralda. Contamos con un conjunto de agentes con muchos años de trayectoria que sabrán cómo enfocar la operación para que lleve el menor tiempo posible y puedas sacar el máximo rendimiento económico.

Compartir
Compartir esta entrada
Suscríbete para enterarte de las últimas novedades sobre propiedades en Calpe